Reciclaje de RAEE R2 – grandes electrodomésticos

Los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos tienen un nombre específico que se indica en una etiqueta aplicada en el objeto: RAEE.
Los RAEE son residuos que provienen de los productos tecnológicos como electrodomésticos (lavadoras, aspiradoras y otros), ordenadores y herramientas eléctricas.
Una economía de mercado libre como la nuestra se basa en el consumo y prevé una introducción continua y creciente en el mercado de productos RAEE, lo que, en consecuencia, determina un riesgo cada vez mayor de abandono en el medio ambiente o en vertederos, con consecuencias de contaminación del suelo, del aire y del agua y con repercusión en la salud humana.

Estos productos son sometidos al tratamiento correcto y están destinados al reciclaje selectivo de los materiales que los componen, como cobre, hierro, acero, aluminio, vidrio y plata, evitando así un desperdicio de recursos que se pueden reutilizar para construir nuevos aparatos. Su reciclaje consiste primero en una reducción volumétrica y luego en la separación, es decir, en el procesamiento mecánico para la separación de los otros materiales de los metales que los componen.

Contáctenos para un presupuesto personalizado

Cuéntanos tus necesidades para obtener una evaluación personalizada